h1

Carta abierta al señor Albert Rivera

Agost 31, 2010

Publicat al bloc: Sense Embuts

Señor Albert Rivera,

He leído unas declaraciones suyas en las que compara la situación del español en Catalunya con la del catalán durante el franquismo. Esta comparación no es nueva. De hecho, se hace con frecuencia desde algunos medios y sectores nacionalistas españoles. Aunque, ciertamente, no es tan habitual cuando llega por boca de alguien que conoce de primera mano la realidad catalana, más allá de lo que pueda leer o escuchar en medios de comunicación como Intereconomía, El Mundo, La COPE, ABC o La Razón.

 Usted se dedica a la política y es muy libre de aplicar las estrategias que considere adecuadas para llegar a su potencial electorado. Aunque en política como en cualquier otro ámbito de la vida, deberían primar valores como la decencia y la dignidad, y que, en su caso, parecen ausentes.

 Comparar la Catalunya actual con la represión franquista es, directamente, un insulto a muchos miles de personas que sufrieron en sus propias carnes la persecución que contra su lengua y su cultura aplicó el régimen de la dictadura.

En la década de los años cuarenta mi abuelo recibió una paliza que casi acaba con su vida por parte de una pareja de la Guardia civil. Su crimen: dirigirse a ellos con un “bon dia”. Yo mismo, siendo un crío y recién muerto el dictador, encargué una camiseta con mi nombre escrito en catalán a un importante comercio de l’Hospitalet del Llobregat. Nadie en aquel establecimiento sabía escribir mi nombre; los dependientes, nacidos durante la dictadura, no tenían ni idea de cómo se escribía. Salí de la tienda luciendo en mi camiseta un llamativo “Yauma” en color amarillo.

El año 1993 se publicó el libro “Cronologia de la repressió de la llengua i la cultura catalanes 1936-1975”. En esa obra de Josep Maria Solé i Sabaté i Joan Villarroya se ofrecen centenares de ejemplos de como fue de dura y cruel la actuación franquista contra todo aquello relacionado con la lengua catalana. Desde personas multadas por no expresarse en “la lengua común y única oficial” a publicaciones secuestradas, entidades clausuradas e instituciones sancionadas por los mismos motivos: no utilizar exclusivamente el español.

El 16 de febrero de 1939 se firmó el decreto por el cual “queda prohibido el uso del catalán en calidad de segundo idioma”. Ese mismo año, en mi ciudad, se confisca y prohibe la publicación de la hoja parroquial por haber estado editada en catalán. También en ese año, en Lleida, el Boletín Oficial de la Provincia establece que “todo libro que no esté escrito total o parcialmente en lengua que no sea la española, precisamente, debe ser también retirado de la escuela. Igual procedimiento se utilizará en cuanto a las bibliotecas escolares, de cualquier procedencia o clase”. El señor Ramon Gelabert Abancó fue detenido y acusado de vender participaciones de lotería en catalán; horrendo delito.

En las administraciones públicas y durante el franquismo los funcionarios están obligados a hablar exclusivamente en español, tanto dentro como fuera de los edificios oficiales o, en caso contrario, “quedaran ipso facto destituidos, sin ulterior reclamación”.

En el año 1945 se le niega a Marià Manent publicar en catalán: “…es criterio de esta dirección denegar la publicación de este tipo de obras en el idioma que usted desea”.

La censura incluso mutila, en el año 1969, un discurso de Martí L’Humà, pronunciado por este monarca el 26 de enero de 1406, porque pone demasiado en relieve la personalidad nacional de Catalunya.

Esto sólo son unos pocos ejemplos extraídos de la obra que antes he mencionado. Hay cientos más donde se relacionan represalias y multas por usar el catalán, tanto en lengua escrita como hablada. Desde certificados de defunción no emitidos por llamarse el difunto Joan o Josep a comunicaciones a los familiares de los fallecidos para que cambiaran las lápidas “en el plazo de ocho días entregándolas en el ayuntamiento para su depósito” so pena de recibir la correspondiente sanción.

Y los comercios. ¡Ay, los comercios que usted pretende defender! Estos eran multados por no rotular exclusivamente en español. ¿Es eso lo que sucede en la actualidad, como usted asegura? Evidentemente, no. Ahora, aunque algunos se empeñen en deformar la realidad, en Catalunya cualquier comercio puede rotular en la lengua que le venga en gana si el catalán también está presente (eso no afecta a los nombres propios, cómo sí pasaba durante el franquismo). Por otro lado, a nadie le pondrán una multa por escribir “zanahoria”. Eso, que usted afirma, sabe que es absolutamente falso.

 En Catalunya, actualmente, la lengua española ocupa un espacio extraordinariamente preferente y muy por encima del catalán en la prensa escrita, las radios, las televisiones, los cines y, en ciudades como Barcelona, en el comercio y los servicios públicos. El conocimiento del español por parte de todos los catalanes está sobradamente garantizado, también desde las escuelas. Así, comparar la situación actual con la que se vivió durante la dictadura del general Franco sólo puede atender a una de estas tres causas o motivos: un nivel de desconocimiento de la realidad alarmante, sobretodo para alguien que vive en Catalunya; o un estado de idiotez extrema por parte de quien difunde mensajes de ese tipo; o una clara intencionalidad de generar fracturas sociales y culturales de donde poder pescar, en Catalunya, los cuatro miserables votos de un analfabetismo, por suerte, ya prácticamente extinguido.

Y déjeme acabar con la respuesta que recibió Albert Vila, editor del famoso TBO, cuando solicitó poder editar en catalán la conocida publicación infantil: “…nosotros no tenemos ningún interés en editar revistas infantiles en catalán, ni tenemos ningún interés en que los niños lo aprendan. Para nosotros, el catalán es una lengua que tiene que ir desapareciendo”. De eso se trata, ¿verdad, señor Rivera?

Advertisements

One comment

  1. Tranquil company

    l’Albert es quedarà sense el “xotllo ” el proxim Novembre,no es important….



Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

%d bloggers like this: